Tiempo de lectura: 4 minutos

El uso de aceites esenciales para aromaterapia se popularizó como una opción terapéutica para reducir los estados de estrés y ansiedad.

De hecho, una revisión publicada en Medicina Naturista respalda estos beneficios y sugiere que también podría tener efectos positivos como coadyuvante contra trastornos del sueño, depresión y trastornos cognitivos.

La aromaterapia es una técnica que consiste en la inhalación de esencias a través de difusores, o bien, aplicándolas de forma diluida en la piel. Además, en ocasiones se combina con tratamientos complementarios, como pueden ser los masajes y la acupuntura.

Artículo relacionado: 6 tipos de masaje oriental terapéutico

Aceites esenciales que puedes emplear en aromaterapia

aceites esenciales ideales para aromaterapia

Los aceites esenciales suelen obtenerse de plantas medicinales que tienen propiedades relajantes. Por eso, desde la antigüedad se han utilizado como base de la aromaterapia.

Según información obtenida de Sanitas, la aromaterapia tiene efectos positivos contra dolencias menores, problemas digestivos, síndrome premenstrual, estrés y algunos problemas de piel.

Sin embargo, no es un tratamiento de primera línea contra las afecciones  y tampoco supone un sustituto de la medicina convencional. Simplemente, su práctica puede ser beneficiosa contra algunos síntomas que nos aquejan con regularidad.

Te puede interesar: 9 ejercicios de respiración para relajarte

¿Qué aceites esenciales puedes usar para la aromaterapia? Descubre 5 opciones a continuación.

1. Aceite esencial de lavanda

aceite de lavanda

El aceite esencial de lavanda se caracteriza por su aroma suave que induce a la relajación y al descanso. Es uno de los aceites para aromaterapia que se recomiendan en caso de insomnio, estrés y ansiedad.

Un estudio publicado en Medicina complementaria y alternativa basada en la evidencia señala que este aceite actúa de forma positiva sobre el sistema nervioso y puede ayudar a mejorar el estado de ánimo. Sin embargo, aún son necesarias más evidencias.

En todo caso, si deseas probarlo, ponlo en un difusor o combina unas 3 gotas con un aceite portador, que puede ser de oliva o coco, y aplícalo sobre tus muñecas, brazos y cuello. Incluso, si quieres, aplica unas pocas  gotas en tu almohada.

No te pierdas: 5 posturas de yoga para mejorar la digestión

2. Aceite esencial de romero

aceite de romero

Uno de los aceites esenciales para aromaterapia más destacados es el de romero. Este producto se puede utilizar para mitigar los síntomas asociados al cansancio y el estrés. De hecho, hay quienes lo usan contra los resfriados, ya que contribuye a combatir la congestión nasal.

Como en el caso anterior, puedes poner la esencia en un difusor, o bien, aplicarlo en la piel combinado con un aceite portador. También puedes agregarlo en una olla con agua caliente y aprovechar sus vapores.

3. Aceite esencial de bergamota

aceite de bergamota

El aceite esencial de bergamota es conocido dentro de la aromaterapia como un agente terapéutico contra los desequilibrios emocionales. La inhalación de su suave aroma puede mejorar el estado de ánimo y reducir los síntomas de la depresión.

De acuerdo con información en Wikipedia, este aceite puede emplearse combinado con otros aceites como el ciprés, eucalipto, geranio, lavanda, limón, entre otros.

Artículo para ti: 5 dietas saludables para equilibrar tu organismo

4. Aceite esencial de jengibre

aceite de jengibre

El jengibre tiene un aroma agradable que puede emplearse dentro de una sesión de relajación. De hecho, hay quienes emplean su aceite esencial como coadyuvante para algunos dolores físicos. Una revisión publicada en PharmaNutrition sugiere que este aceite tiene potencial como antiinflamatorio.

Para emplearlo, conviene combinar unas 5 gotas en aceite de oliva. Luego, se aplica mediante suaves masajes en las áreas de tensión.

5. Aceite esencial de manzanilla

aceite de manzanilla

Uno de los aceites esenciales que no nos pueden faltar dentro de la aromaterapia es el aceite esencial de manzanilla. ¿La razón? Es multiusos. Nos puede servir tanto para regular el estado de ánimo, como para calmar dolores de cabeza y tensiones musculares. Además, es seguro y apto para niños.

Ponlo en un difusor, o bien, agrégalo en agua caliente para obtener sus vapores. También puedes combinarlo con aceite de coco o almendras y frotarlo mediante masajes.

¿Aún no disfrutas los beneficios de la aromaterapia?

Adquiere estos aceites esenciales y empléalos cuando necesites relajarte.

Sigue leyendo: Mindfulness y sexo: El gozo de estar presentes

¡Comparte!

5 aceites esenciales para aromaterapia