Tiempo de lectura: 3 minutos

La mayoría de nosotros hemos experimentado la necesidad de darle a nuestro hogar un ambiente más tranquilo y armonioso.

Como sabemos, estar rodeado de espacios con estas características nos permite prevenir el estrés, ser más creativos y, en general, tener un mejor estado de ánimo. Pero, ¿cómo conseguirlo? Hoy te contamos cómo puede ayudarte el Feng Shui.

El Feng Shui es un antiguo sistema oriental que pretende ayudar a mantener el equilibrio de la energía vital de la persona, a través de la adecuada organización y decoración de los espacios donde suele habitar, como puede ser el hogar y el sitio de trabajo.

En su origen, además, Feng Shui era una técnica que estudiaba cómo influían los cambios del clima, la naturaleza y los astros en la energía vital o “chi” de las personas. No obstante, en la actualidad ha sido objeto de estudio y se han sugerido interesantes beneficios de su práctica. ¿Te interesa saber más al respecto? A continuación, lo detallamos.

Artículo relacionado: El método Marie Kondo para ordenar la casa

¿En qué consiste el Feng Shui?

Feng Shui se traduce literalmente del chino como “viento y agua”. Es un arte milenario que se basa en antiguas filosofías orientales para mejorar la energía que nos rodea.

En concreto, agrupa una serie de técnicas cuyo objetivo es crear una sensación de equilibrio y armonía en el ambiente que estamos para, así, producir la misma sensación en uno mismo.

La práctica del Feng Shui proviene de China y, al parecer, fue empleada por los antiguos emperadores hace 5500 años para determinar cómo organizar sus palacios.

Desde entonces, se cree que la disposición del espacio y los cambios en la orientación de muebles y objetos puede contribuir a que la energía fluya de forma positiva.

Este vídeo lo explica bastante bien:

¿Cómo puede ayudarte el Feng Shui?

Una de las premisas del Feng Shui es “pequeños cambios, grandes transformaciones”.

Partiendo de esto, hemos de reconocer que su aplicación en el hogar, oficina, tienda o local puede generar cambios interesantes en nuestra vida, sobre todo porque equilibra nuestra energía y permite que tengamos una mejor relación con aquello que nos rodea: familia, amigos, pareja, compañeros de trabajo, negocios, etcétera.

Y es que, aunque solemos ignorarlo, vivir en espacios desordenados, sucios y poco armónicos afecta nuestra energía vital, nos obstruye e impide que nos sintamos plenos.

Por lo tanto, más que una filosofía, el Feng Shui puede convertirse en un estilo de vida que promueve nuestro bienestar.

Beneficios del Feng Shui

feng shui en el hogar

Desde tiempos antiguos, al Feng Shui se le han atribuido una serie de beneficios que nos pueden ayudar a mejorar la calidad de vida.

Sin embargo, debemos tener en cuenta que, hasta la fecha, la práctica de esta disciplina se considera como una pseudociencia, ya que tales efectos no tienen respaldo científico o demostraciones empíricas.

En cualquier caso, al ser una técnica tan practicada en el mundo, hay cientos de testimonios que sugieren que tiene distintos beneficios. Esto incluye:

  • Contribuye a reducir el estrés y la ansiedad.
  • Favorece la calidad del sueño.
  • Disminuye los estados de depresión e irritabilidad.
  • Mejora las relaciones familiares e interpersonales.
  • Aumenta la capacidad para resolver conflictos.
  • Mejora el estado de ánimo.
  • Incrementa el rendimiento físico y mental.
  • Impulsa hacia los logros profesionales.
  • Aumenta la sensación de satisfacción con la vida.

En definitiva, con el Feng Shui podemos mejorar nuestro flujo de energía para experimentar más bienestar en todos los aspectos de nuestra vida.

Lo más interesante es que podemos aplicarlo en cualquier espacio que queramos: habitaciones, cocina, baño, oficina, etcétera.

¿Sientes un desequilibrio en tu vida? ¿No te sientes cómoda en tu ambiente? Entonces anímate a aplicar el Feng Shui y disfruta sus beneficios.

Sigue leyendo: Yoga para principiantes: Beneficios, consejos y posturas